Pasarela Neptuno

Cinco partidos, cinco, hemos disputado ya en este camino de pretemporada que nos lleva a la gran cita del 27 de agosto en Mónaco. Por el momento, no conocemos la derrota aunque el hecho de perder el primer título de la temporada ha escocido, por lo menos a mí. Bien es cierto que el Ramón de Carranza no tiene todo el caché que se le podía presuponer y que la eliminación del Sevilla en semifinales nos dejó con las ganas de una ansiada vendetta frente a los hispalenses tras la final de Copa del Rey, pero los 180 minutos del Atlético en la Tacita de Plata no han sido, ni mucho menos, para tirar cohetes.
Pero el titular va de moda. Dos encuentros ante Cádiz y Espanyol en los que nuestro equipo ha mostrado dos nuevas versiones de modelito y ya van cuatro en estos primeros cinco encuentros de pretemporada. Los diseñadores de Nike deben estar dando palmas por las orejas gracias a la permisividad de nuestro club a la hora de pisotear un santo y seña del Atlético de Madrid como son sus colores. Camiseta del Capitán América, pantalones rojos, negros y... ¡ah, sí! azules. Lo visto en la final del Carranza hubiera encajado perfectamente en campos como San Mamés o Las Gaunas.


Dejando al margen el aspecto estético del equipo (poco importa ya en estos tiempos de mercadotecnia y modernidad), nos centraremos en lo puramente deportivo. Tras la llegada de Godín al equipo y la presumible salida del Lele Cabrera en los próximos días, se presuponía una encarnizada lucha entre Diego Costa y Toto Salvio por hacerse con la quinta plaza de extracomunitario. Sin embargo, a tenor de lo visto en los últimos partidos, esta pelea se ha transformado en una educada conversación entre caballeros a la entrada del teatro: "Quédese usted, señor Salvio, que usted costó casi diez kilos y no es cuestión de salir a las primeras de cambio después de esa ingente cantidad de dinero invertida". "Ni hablar del peluquín, señor Costa, ahora mismo se queda usted en el equipo que ya lleva usted muchas cesiones a sus espaldas y ya está para estos trotes...". Total, que nos encontramos con que el brasileño aporta más que el argentino y así opina Quique por activa y por pasiva, pero desde el club ya buscan acomodo para el delantero...


Pasamos a otro aspecto que al que junta estas letras le parecía de lo más interesante al principio de la pretemporada: la cantera. Desde los despachos del Calderón, incluso desde el banquillo, se dijo que había que abrocharse el cinturón y apostar seriamente por unos canteranos que apuntaban alto, pero en el Carranza poco se pudo ver. Al margen de la obligatoria titularidad de Joel (buena planta tiene este chico) y de unos grises minutos de Perea ante el Cádiz, no hubo más madera. Keko y Koke, recién aterrizados del Europeo y sin tiempo de quitarse la medalla de plata fueron un turista más. A su edad, seguro que si les dicen que van a chupar banquillo de ese modo se hubieran ido de botellón a la playa gaditana, que la fiesta era de las que se recuerdan.
Sin cantera y con los descartes haciendo pocos esfuerzos por ganarse el puesto, había que mirar a lo que ya se tenía. Había prometido dar una oportunidad a mi condenado particular, Jurado. Ante el Cádiz e imagino que motivado por jugar cerca de casa, nos dejó buenas sensaciones pero todo se derrumbó cual castillo de naipes en la final. Ubicado en su teórica posición natural por detrás del punta, habiendo recibido las alabanzas de su entrenador el día antes, se diluyó ante un equipo rival compuesto en su mayoría por imberbes jugadores del filial. Bien es cierto que si quiere ser titular no le costará mucho trabajo superar el nivel de Simao, que ha venido horrible de Sudáfrica pero que tampoco se fue mucho mejor.


En definitiva, esperemos a ver qué pasa con la llegada de Godín y el acoplamiento de Filipe Luis (muy esperanzado con sus 90 minutos en la final sin síntomas de agotamiento). De su participación en una zaga esperpéntica y de la motivación del Mejor Jugador del Mundial dependerán en gran medida nuestras aspiraciones.

5 comentarios:

Jorge D. dijo...

Más razón que un santo, sobre todo en que ha defraudado que Quique no haya dado bola a la cantera y lo que es más doloroso, que poco a poco los de Nike están rompiendo nuestra identidad y a los dirigentes parece no importarles...
Diego Costa debería quedarse, pero los ocho kilos que costó Salvio harán que se le de una nueva oportunidad, lo que seguramente hará que Keko se tenga que buscar las habichuelas fuera cuando ha venido con ganas de comerse el mundo, aunque el Toto también ha venido con ganas de comerse... todos los bollos del Cerro del Espino.
En fin, esperemos que Quique sepa acoplar sus esquemas y espabile a los chicos, o sino el Inter nos sacará los colores en Mónaco.
( Aunque no me gusta la promoción gratuita, si te aburres puedes echarle un vistazo a mi blog ;) ).
Saludos rojiblancos

J. Ordás dijo...

Visitaré tu blog, dime la dire y lo coloco en los enlaces 'amigos'. La cuestión es que todos coincidimos en el tema Salvio-Costa pero la pela es la pela.
Esperemos que QSF sepa poner sobre la mesa sus exigencias (imagino que querrá un Tiago) y que, sobre todo, sea lo que necesitamos, que yo no lo tengo nada claro. Espero que te haya gustado el blog y a ver si nos seguimos leyendo por aquí (o por el tuyo)

Fernando Zaplana Consulting dijo...

Jurado es Mr.Posturitas, parece que está en pasarela Cibeles, debe ser por su pasado merengue, con sus poses parece que es un buen futbolista y seguramente técnicamente lo es, pero desgraciadamente para los atléticos, sólo se queda en eso, poses y posturitas sin ningún provecho, por contra, su indolencia, pérdidas de balón y jugadas desaprovechadas en mor de un intento de lucimiento, nos cuestan caro en el campo de juego y es que Jurado casi siempre es un jugador menos para el Atlético de Madrid.

Jorge D. dijo...

Pues sí, se me piró poner el enlace xP http://dominguezfc.blogspot.com/
Sí, a ver qué pasa con Tiago, que con la tontería estamos a mediados de Agosto. Aunque claro, si le están intentando racanear más de la mitad del suelo que cobra también entiendo la indecisión y malestar del jugador, que por mucho que el Atleti apostase por él en Enero a pesar de que el portugués no podía jugar la Europa League, el pobre no es tonto.
Veremos a ver cómo acaba y si termina viniendo cuál es su implicación.

J. Ordás dijo...

Domínguez FC, ya eres un 'amigo atlético' más. Muy bueno tu blog, ¡lo recomiendo!
Respecto a lo que comentas, Fernando, sobre Jurado no puedo estar más de acuerdo. Su intento constante por lucirse de manera individual por encima del brillo del equipo me saca de quicio. No es lo que gusta en el Calderón, si acaso en otros equipos de la capital...
Sin embargo, su final de temporada en el que asumió su rol de jugador nº12 me ha hecho otorgarle una nueva oportunidad. Espero que no me defraude como lo hizo ante el Espanyol.